Los propietarios de smartphones son cinco veces más activos en el uso de portales de información del paciente para acceder a consejos sobre su salud, en comparación con los que no tienen dispositivos digitales, de acuerdo con la investigación de Parks Associates recientemente publicada. Esto indica que un smartphone podría ser el mejor monitor de control de la salud, y en el caso de una enfermedad crónica como la diabetes quizás más.

La investigación encontró que el 27 por ciento de los propietarios de smartphones utilizan regularmente un portal del paciente frente a sólo el 5 por ciento de los no propietarios. La causa es clara, con un dispositivo en la mano como un smartphone con posibilidad para acceder a la red, las consultas sobre salud en la red son más accesibles.

“El uso mensual de portales de pacientes está aumentando entre los hogares de banda ancha, pero el 50 por ciento de los hogares de banda ancha no utilizan regularmente estos recursos de salud on line y el 23 por ciento no use portales de salud en absoluto,” según Harry Wang director de la investigación.

“Tener un smartphone puede ser un motor para la participación on line, y las innovaciones están permitiendo a los desarrolladores y fabricantes de tecnología móvil colaborar en la salud del consumidor.”

Cada vez son más las aplicaciones pensadas para los smartphones centradas en la salud. Cada vez son más las grandes empresas como Apple, Samsung o Google las que ponen el acento en la salud, y concretamente en la diabetes como os contábamos hace unos días tras el acuerdo entre Sanofi y Google. Resumiendo, la tecnología ha llegado a la diabetes para quedarse, y sin duda puede ser una aliada sensacional para el control y manejo de la información.

Desde esta sección de Canal Diabetes os mantendremos puntualmente informados de todo lo que ocurra en torno a este campo de la tecnología aplicada a la diabetes.