Un nuevo medicamento para pacientes con diabetes tipo 2 inyectable que imita la acción de una hormona poco conocida se está probando recientemente con efectos en el colesterol y la obesidad de los pacientes.

Al parecer recientes investigaciones han demostrado que la administración de una proteína circulante llamada factor de crecimiento de fibroblastos 21 (FGF21) ayuda a mejorar el metabolismo de los roedores obesos. Ahora un grupo de científicos acaba de publicar en la edición del 03 de septiembre de la revista Cell Metabolism, que una variante de FGF21 tiene efectos similares en personas obesas con diabetes tipo 2.

El nuevo medicamento para pacientes con diabetes tipo 2, según los investigadores parece ayudar a proteger contra la obesidad, el colesterol y podría aumentar la acción de la insulina.
“Nuestros hallazgos sugieren que FGF21 tiene la capacidad de influir positivamente en el peso corporal y la normalización parcial de los niveles anormales de lípidos en pacientes con diabetes. Estas son cuestiones importantes y necesidades médicas no cubiertas de los pacientes con obesidad y diabetes tipo 2”, afirmó el autor principal, el doctor David Moller, vicepresidente de investigación endocrina y cardiovascular en Eli Lilly and Company.

Nuevo medicamento para pacientes con diabetes tipo 2

Nuevo medicamento para pacientes con diabetes tipo 2

En un mes de prueba con el nuevo medicamento para pacientes con diabetes tipo 2, de 46 pacientes que fueron asignados al azar para recibir inyecciones diarias, los pacientes que recibieron las dosis más altas del fármaco, vieron cambios favorables significativos en su grasa en la sangre (lípidos) en comparación con el resto. Los tratados con las dosis más altas del nuevo medicamento para pacientes con diabetes tipo 2, también perdieron un poco de peso, agregaron los investigadores.

“Nos sentimos alentados por el potencial de FGF21 para producir múltiples efectos metabólicos en personas con diabetes y estamos evaluando nuevos conceptos para las terapias a base de FGF21”, adelanta el doctor Moller. Este investigador resalta que la mayoría de las personas con diabetes tienen otros factores de riesgo relacionados con el síndrome metabólico, como intolerancia a la glucosa, obesidad abdominal, triglicéridos elevados, niveles bajos de colesterol HDL e hipertensión y que, en la actualidad, no hay un tratamiento disponible capaz de hacer frente a más de una de estas condiciones.

Fuente imagen: http://www.freedigitalphotos.net