Lo de trabajar por turnos por la noche o sin tener un horario fijo es contraproducente para nuestro metabolismo y eso está directamente relacionado con la diabetes tipo 2. Las personas cuya obligación es la de trabajar por turnos son más propensas a desarrollar diabetes tipo 2 en comparación con las que tienen un horario estable según un nuevo estudio del que se habla estos días en la red.

“Trabajar por turnos es muy común en la sociedad moderna”, asegura el autor principal del estudio Zuxun Lu investigador chino de la Universidad Huazhong de Ciencia y Tecnología en Wuhan. Lu y sus colegas combinaron los datos de 12 estudios anteriores que examinaron la asociación entre trabajar por turnos y el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2. Los estudios incluyeron a un total de 226.652 participantes y 14.595 personas con diabetes. Los estudios analizados se publicaron entre 1983 y 2013. Seis de ellos se realizaron en Japón y los otros en EE.UU., Suecia, Bélgica y China.

Sobre la base de su análisis el riesgo de diabetes se incrementó en un 9 por ciento en general para las personas que deben trabajar por turnos, en comparación con las personas que nunca habían estado expuestas al trabajo por turnos. La explicación valora la posibilidad de que trabajar por turnos puede interferir en los patrones de alimentación y sueño y alterar así los ritmos cardíacos. “Algunos estudios han demostrado que la falta de sueño y la mala calidad del sueño pueden desarrollar resistencia a la insulina”, dijo Lu en una reciente entrevista concedida a Reuters.

Además, estudios previos muestran que trabajar por turnos se asocia con un aumento de peso, con un aumento del apetito y de la grasa corporal, y esos, como es sabido, son los principales factores de riesgo para la diabetes tipo 2, la diabetes que más personas padecen en el mundo.

Hay que añadir que otros autores y expertos consideran estas conclusiones algo precipitadas. Estos mismos autores señalan que una buena alimentación, un descanso placentero y la práctica de deporte pueden minimizar esa potencial resistencia a la insulina o prediabetes.

Fuente de la imagen: http://www.freedigitalphotos.net/