80 docentes canarios se están formando desde el pasado 22 de febrero y hasta el 8 de abril en el manejo de la diabetes tipo 1, un problema de salud crónico frecuente en la infancia y adolescencia.

Los docentes que tienen a su cargo escolares con diabetes aprenden a afrontar las diversas situaciones que pueden generarse, y a manejar correctamente la enfermedad.

Este curso es fruto de un convenio específico firmado entre las consejerías de educación, sanidad, la Federación de Asociaciones de Diabéticos y la empresa Novo Nordisk con el objetivo de desarrollar un programa denominado “Mejorando la calidad de vida de los escolares con diabetes de Canarias”.

Esta iniciativa  de formación on-line supone un paso importante hacia la integración normalizada de los escolares con diabetes en los centros educativos de Canarias. Niños, niñas y adolescentes afectados por diabetes tipo 1 conviven, trabajan, estudian, aprenden, juegan y comen, día a día, en las aulas, bibliotecas, comedores escolares, y realizan actividades extraescolares y complementarias.

Desde hace años, las asociaciones de personas con diabetes de Canarias han detectado diversos problemas de adaptación de aquellas personas que debutan con diabetes y tienen que retomar su día a día en el colegio.  También se ha comprobado que estas dificultades suelen ser mayores cuando el menor “debuta” con su diabetes a edades muy tempranas y su escolarización se produce a posteriori.

A las demandas de las asociaciones y al compromiso de las consejerías de sanidad y educación responde  este curso on-line para docentes en la confección de cuyo temario se han tenido en cuenta las características multidisciplinares que la diabetes tipo 1 tiene, incluyendo, contenidos médicos y de educación diabetológica que han preparado pediatras especializados en diabetología y enfermeras especialistas en educación terapéutica de diabetes.

También se incluye formación sobre aspectos psicosociales preparados por una psicóloga y una trabajadora social, con experiencia en diabetes. Se han incluido también en el temario aspectos jurídicos y legales, gracias a la colaboración de un abogado especialista en esta patología.

Cabe destacar los 150 kits especiales que entregará la empresa Novo Nordisk a otros 150 centros escolares y otros tantos  para el próximo curso. Dichos kits incluyen guías de información y sensibilización sobre diabetes tipo 1 y un material didáctico “Carol tiene diabetes”, con actividades dirigidas a los docentes y su alumnado que ayudan a comprender y normalizar  la diabetes tipo 1.

La diabetes tipo 1 en la infancia y la adolescencia.

La diabetes tipo 1 es un aumento de los niveles de glucosa en sangre (glucemia) por un defecto en la producción de insulina. Las células beta del páncreas son las encargadas de producir la insulina; el fallo en la producción de esta hormona generalmente es secundario a una alteración autoinmune.

Cuando falta insulina en el cuerpo se suceden de forma encadenada una serie de alteraciones que se pueden resumir de la siguiente manera:

– Se produce una alteración en el metabolismo de la glucosa que hace que ésta se acumule  y eleve en la sangre (hiperglucemia).

– La falta de insulina hace que la glucosa que circula por la sangre, no pueda  entrar en el interior de las células. Esta falta de  glucosa en las células hace que éstas estén “hambrientas” ya que les falta su fuente principal de energía.

– El exceso de glucosa en sangre hace que ésta se pierda por la orina (glucosuria) junto con agua y sales, dando lugar a una eliminación abundante de orina (poliuria).

– Al eliminar por orina gran cantidad de agua, más glucosa, más sales, el cuerpo, para compensar esta pérdida, reacciona en un primer momento con una gran sed (polidipsia).

A estos síntomas, se les suma en los casos de diabetes mal controlada, una sensación de fatiga crónica e incluso adelgazamiento.